Abogado se “roba” automóvil

Oficiales motorizados de la Policía Preventiva interceptaron un automóvil que fuera robado de la agencia de automóviles Volkswagen, por un supuesto abogado quien introdujo la unidad motriz a los patios de la Procuraduría General de Justicia del Estado donde supuestamente lo iba a entregar porque era robado.

El jurisconsulto de nombre Jonathan Alvarado Zavala, fue quien cometió el delito de ejercicio arbitrario del propio derecho de acuerdo al artículo 259 del Código Penal, que manifiesta que las sanciones y figura típica de ejercicio arbitrario del propio derecho se aplicará la prisión de tres días a tres años y multa a quien para hacer efectivo un derecho que deba pedir por la vía legal, arbitrariamente se haga justicia con su propia mano.

Los elementos de la Policía Preventiva no lo arrestaron porque les presentó una carta factura de la agencia en mención donde acredita a su cliente de nombre Mario Ramiro Saldívar Uribe, quien lo contrató para recuperar el automóvil marca Volkswagen de color blanco, modelo 2016, que le fuera robado por un amigo de él en días pasados.

A las 10:38 de la mañana cuando los elementos de la Policía Preventiva Motorizados que se dirigían en rondín de vigilancia por la calle Zaragoza a una cuadra de la Dirección de Seguridad Pública vieron pasar el automóvil antes mencionado a un lado de ellos, el cual había sido reportado por la agencia de automóviles Volkswagen por la vendedora Graciela González Rodríguez al número 113 de la dependencia policiaca.

Al verlo de inmediato le empezaron a marcar el alto, siendo este introducido a los patios de la Procuraduría General de Justicia donde los oficiales al entrar ya lo encontraron estacionado con una persona a un lado de éste, quien dijo ser abogado y enseñó la papelería donde mostraba que era de su cliente.

Los uniformados le hicieron ver que lo iban a recoger y ponerlo a disposición de la agencia del Ministerio Público del fuero Común para que esta estancia, quien lo entregue a su legítimo dueño, ya que el gerente de la agencia automotriz también presentaba factura de que era de su propiedad.

Esto a que un trabajador de ellos de nombre Manuel Villa lo había tomado a cuenta a un cliente que fue a comprar otro vehículo en días pasados, motivo por el que ambos propietarios pasarían a reclamarlo ante las autoridades competentes.

 

 

Categorias: A) Monclova